VENEZUELA. Las conexiones financieras de Leopoldo López

William Serafino
Resumen Latinoamericano /Misión Verdad

Leopoldo López, o queridinho de Aécio Neves

Leopoldo López, o queridinho de Aécio Neves, quando estudava em Harvard

El legado familiar y financiero de Leopoldo López devela un conjunto de conexiones tejidas en beneficio de grandes intereses corporativos y transnacionales. La amplia red de ONGs, tanques de pensamiento y aparatos de espionaje que son utilizadas para filtrar financiamientos y recursos de todo tipo en función de desestabilizar a Venezuela, forman parte de una agenda mucho más grande enmarcada en el asedio financiero hacia Venezuela. Leopoldo López es el empleado más importante que posee la gran banca estadounidense en el país con las mayores reservas de crudo del planeta.

Familia y contactos

Mientras la historia política venezolana se partía en dos en medio de la rebelión popular de 1989, Leopoldo López iniciaba por aquellos días sus estudios universitarios en la Kennedy School of Government de la Universidad de Harvard. La reputación y fama internacional que recaba esta institución académica residen, principalmente, en la captación y formación exhaustiva de nuevos agentes de las instituciones de poder global, redes de inteligencia y de sus derivados pertenecientes al poder blando.

El general norteamericano David Patreus, director de la CIA hasta la última reelección de Barack Obama (2012) y uno de los principales promotores en la creación de una zona de ataque en conjunto con Turquía en el norte de Siria a través del general John Allen, dio clases y conferencias en esta institución con el objetivo de captar y capacitar empleados para la organización. Leopoldo López despuntó rápido en el certamen y se llevó todos los aplausos.

Pero el desarrollo antipolítico de Leopoldo López no se debe a su talento natural nada más. Sin duda alguna recibió bastante apoyo de su tío, Thor Halvorssen Hellum, el cual aparte de ser el impulsor de la privatización de la Cantv mientras fue presidente de dicha institución durante el primer gobierno de Carlos Andrés Pérez, también participó como agente de la CIA llevando suministros militares y dinero en efectivo a la contrainsurgencia mercenaria contra Nicaragua y El Salvador.

La piromanía de los López Mendoza es genética, tanto así que el famoso caso del carro bomba que explotó en el C.C.C.T. en el año 1993, tuvo a Thor Harlvorssen Hellum como autor intelectual. Es una cuestión de familia.

Herencia y negocios

Paradójicamente, el hijo de este terrorista y en consecuencia el primo hermano de Leopoldo López, Thor Harlvorssen Mendoza, fundó en el año 2005 una ONG conocida como Human Rights Foundation con el apoyo financiero de su padre. La sede del aparato de inteligencia en cuestión tiene su sede en el principal centro financiero de la élite occidental: Nueva York.

Y fue precisamente en los pasillos de los edificios financieros de Nueva York donde Harlvorssen padre aprendió rápidamente cómo se batía el cobre de los negocios transnacionales. Logró hacerse con los derechos comerciales de las multinacionales Duplon Tyres (automóviles y neumáticos), Ericcson (telecomunicaciones y equipos electrónicos) y British Cellophane (empaques y manufacturas de plástico), además de conseguir jugosas líneas de crédito internacional altamente especulativas para erigirse como un importante “empresario” de la construcción inmobiliaria, del ramo asegurador, de hoteles, casinos y clubes nocturnos.

En los años 80 y 90 el Estado venezolano asumiría estos despropósitos económicos como parte de la “deuda pública externa” del país.

Pero no todo es talento innato para endeudar y saquear hasta la médula a Venezuela. Ya el padre, el viejo Øystein Leonard Harlvorssen, siendo cónsul del Reino de Noruega en Venezuela en el año 1938, aprovechó sus enlaces financieros internacionales para consolidarse como el representante exclusivo de la transnacional General Motors en territorio venezolano.

Leopoldo López y Thor Harlvorssen Mendoza son los herederos directos de este amplio legado de saqueo financiero y de neocolonización económica en beneficio de intereses transnacionales, como lo es también el otro primo cercano, Lorenzo Mendoza.

Hacer el trabajo sucio para devolver a Venezuela a la oscuridad del neoliberalismo es el fin último de su existencia como familia. Beneficiarse como los simples empleados domésticos que son, la extensión pírrica de su intensa agonía lumpenburguesa.

El peine de la CIA

Ya ha sido ampliamente demostrado por otros investigadores y analistas que la ONG del primo de Leopoldo recibe financiamiento de la NED y de la Usaid, como también que ha participado en procesos de desestabilización de mediana y alta intensidad en países como Nicaragua, Bolivia, Ecuador y por supuesto Venezuela, más allá de entregarle el premio Milton Friedman a Yon Goicoechea o infiltrarse en universidades para captar estudiantes y profesores.

Pisar el peine sobre el financiamiento “casi exclusivo” de la CIA a estas organizaciones es totalmente conveniente para la agenda estadounidense, al quedar blindado (mediáticamente) su carácter “autónomo” con respecto al poder económico real y su inserción política en el asedio de espectro completo contra Venezuela.

La CIA cumple una función operativa en cuanto a otorgar los financiamientos para actividades desestabilizadoras, pero quien pone el dinero de origen es la gran banca estadounidense y las empresas transnacionales que añoran (y necesitan) expandir sus ganancias.

Es así como la Human Rights Foundation recibe financiamiento de las corporaciones financieras norteamericanas (Black Rock, Citigroup, Goldman Sachs, Bank Of America, JP Morgan, etc.) a través de tanques de pensamiento y grupos de presión que trabajan cabildeando y presionando por distintas vías a todos aquellos gobiernos que medio se distancien de Estados Unidos.

Los empleados del mes

Ejemplo de este financiamiento “indirecto” es la Atlas Economic Research Foundation, una de las principales agencias del lobby económico transnacional que tiene operaciones en más de 80 países del mundo (con un fuerte énfasis en Rusia, China y países latinoamericanos). Armados con índices bursátiles sesgados y calificaciones de riesgo-país totalmente manipuladas, infunden temor sobre el futuro económico de los países buscando presionar a los gobiernos para que firmen Tratados de Libre Comercio o se adhieran a las conversaciones del Tisa (en inglés, Trade In Services Agreement) con el fin último de restarle áreas de influencia geofinanciera a Rusia y China.

Fundación Nacional para la Democracia y el Instituto Asia Central, quienes realizan actividades como grupos de presión en Rusia, China y sus alrededores, también son agencias tercerizadas del capital financiero estadounidense que a su vez le sueltan cobres a la ONG del primo de Leopoldo.

El famoso tanque de pensamiento venezolano Cedice trabaja de la mano con Human Rights Foundation. Ambas organizaciones se benefician y actúan como satélite venezolano y regional del Instituto Cato, donde trabaja el banquero prófugo de la justicia venezolana, Guillermo Zuloaga (familiar de María Corina Machado).

El Instituto Cato es una agencia exclusiva para el cabildeo institucional y legislativo de la poderosa familia Koch, asentada desde hace décadas como un fuerte factor oligopólico dentro del negocio petrolero, gasífero, químico, agroalimentario y financiero internacional, mediante sus importantes acciones en el principal fondo de inversiones estadounidense Black Rock.

Las ONGs y tanques de pensamiento que personifican en Venezuela la agenda financiera estadounidense a través de la mediatización política de Leopoldo López como “único líder de la democracia venezolana”, simplemente se encargan de pagarle bastante bien a economistas y reputados estudiosos del área para que, en foros y eventos internacionales sobre “la crisis en Venezuela”, convenzan a la opinión pública nacional e internacional de que es necesaria (y urgente) la liberación cambiaria y de precios, como también lo es el desmontaje de empresas públicas y todo aquello que tenga tufito a Estado, llámese Sistema de Misiones o Barrio Adentro.

Sólo bajo esas condiciones Citigroup, Goldman Sachs, Bank Of América, Black Rock y JP Morgan le dirán a las empresas norteamericanas que en Venezuela sí es posible saquear y especular con rendimientos superlativos.

El enemigo muestra la cara

Por tal motivo, a finales del año pasado, la banca estadounidense y sus calificadoras de riesgo decidieron dar un paso al frente en su propia agenda y boicotearle la imagen financiera a Venezuela aumentando las alarmas sobre un posible default, excediendo los pagos por intereses para el crédito internacional y esquivando dentro de sus balances los pagos oportunos de la deuda externa por parte del país. El presidente Maduro denunció esta campaña como parte de un bloqueo financiero.

Durante lo que va de año, los bancos estadounidenses antes mencionados han incrementado su participación directa en este sentido. Los empleados siempre serán necesarios para refrendar pronunciamientos y balances, pero el marcaje de expectativas de guerra económica, las inusitadas proyecciones inflacionarias y el ataque sistemático contra el Estado venezolano que realizan directamente estas corporaciones, tenderán a acelerarse puesto que su empleado doméstico más importante fue condenado a 13 años de prisión.

Ya el grupo financiero estadounidense, Jefferies and Company, el pasado día sábado dijo que Venezuela tenía un 70% de probabilidad de caer en default durante el año 2016.

Si bien Rusia y China no detienen sus ritmos de inversión en Venezuela por los desinformados manejos financieros de la banca estadounidense y sus calificadoras de riesgo, la aceleración exponencial del asedio financiero sí comporta una zancadilla que no se puede perder de vista.

La ley de Emergencia Internacional de Poderes Económicos de Estados Unidos, parte esencial del Decreto Obama, sigue activada y con ella todos los parapetos legales que versan sobre prohibiciones comerciales y financieras hacia las economías de los países que constituyen una “amenaza”.

No es algo para nada nuevo: a Nicaragua la bloquearon comercialmente en el año 1981 luego de que Reagan, el Pentágono y la banca estadounidense aceptaran que por la vía mercenaria (únicamente) no podía tumbar a Daniel Ortega. Ya en años anteriores, Nicaragua había sido declarada como una “amenaza inusual y extraordinaria” para la seguridad nacional de Estados Unidos.

A Irán, Rusia y Zimbabue también le han aplicado el ácido del bloqueo, sin que eso haya significado hambrunas o grandes calamidades sociales. El complot financiero sólo se tradujo en bloqueos programados contra la internacionalización de negocios comerciales y la capacidad de obtener financiamiento en el extranjero, condiciones que, a su vez, han abierto la puerta para la creación de nuevas plataformas geofinancieras (Banco de Infraestructura de China, proyección de contratos petroleros en yuanes, nuevas rutas de la seda y proyectos comerciales de gran envergadura en Latinoamérica) alejadas del capital transnacional estadounidense.

En esas plataformas de inversión, Venezuela tiene un papel importante como pivote dentro del espectro económico regional. Por eso las redes de tanques de pensamiento y ONGs del aparataje financiero norteamericano atacan en simultáneo y con el mismo financiamiento a Venezuela, China y Rusia.

En tal sentido, la aceleración del asedio financiero después de la sentencia de Leopoldo López buscará repliegues financieros programados de empresas transnacionales que tienen actividades oligopólicas en Venezuela (Pfizer, Colgate, Procter & Gamble, Cargill, etc.) y de los agentes parasitarios que dependen de insumos y bienes de capital provenientes de Estados Unidos, al mismo tiempo que los alarmismos sobre el supuesto impago de deuda externa tratarán de afectar directamente la deuda venezolana promoviendo la venta desesperada de títulos de valor venezolanos en el extranjero. Activar de forma parcial y de facto el Decreto Obama.

Defenestrar la imagen financiera del país y presionar a países latinoamericanos también asediados por la banca estadounidense (Argentina, Brasil, Ecuador y Nicaragua) para que rectifiquen y degüellen sus convenios comerciales con Venezuela, es una arista importante dentro de los objetivos fundamentales de la agenda focalizada en la región.

Y en ese interín de extorsiones y chantajes financieros, uno que otro pronunciamiento a favor de Leopoldo López, por más timorato y guabinoso que sea, ayuda a formar grietas en organismos multilaterales de la región y a provocar factores disonantes en el apoyo político internacional a Venezuela.

El cierre fronterizo con Colombia y la sentencia proporcionada a Leopoldo López son medidas de alto impacto en el marco de la guerra transnacional contra Venezuela y los países latinoamericanos apegados a su fortaleza política y económica internacional. Si bien la banca estadounidense y las empresas transnacionales están calculando políticamente sus maniobras en función de las elecciones del 6D, la agenda financiera estadounidense antes descrita tiene un carácter temporal de mediano y largo plazo.

Leopoldo López fue el eterno empleado del mes de la banca estadounidense, hoy está tras las rejas por asesino. Es ahora cuando el patrón empezará a hablar sin intermediarios.

Colombia y Venezuela. “Espero una solución por los pobres de ambos lados”

La jefa de la cadena latinoamericana de televisión analiza la tensión, relata la historia de la violencia en Colombia cruzada con la historia de su propia vida y pide una “solución estructural” con una nueva política de fronteras.

patricia villegas

Por Martín Granovsky
Página/12 En Venezuela/ Desde Caracas

Dice la presidenta de Telesur que está satisfecha con las transmisiones a varios idiomas mientras hace la cuenta regresiva porque ya se viene la cobertura de la visita papal a Cuba y los Estados Unidos. Patricia Villegas parece en su casa cuando muestra el juguete nuevo, un estudio circular que permite varias configuraciones y que marcará la superación de otro estudio famoso, que ven desde hace muchos años los televidentes: el que tiene una columna en el medio porque así era el edificio. Pregunta si en la Argentina lo más probable es que haya una o dos vueltas. Por curiosidad política pero también para planear la cobertura, porque el mismo 25 de octubre volverá a votar Guatemala y habrá elecciones en Haití. Cuando al fin se sienta, cerca de un monitor que mirará de reojo varias veces y por el que desfilan noticias de último momento junto con las imágenes del bombardeo contra Salvador Allende el 11 de septiembre de 1973, Patricia Villegas define que ante la complejidad de los problemas elige plantarse “como una persona joven que no tiene todas las respuestas”.

–¿Las respuestas a qué?

–A problemas difíciles. Nací en 1974. Soy joven. Para mí también Hugo Chávez era joven. Y Néstor Kirchner era joven. Probablemente, ya que hablamos de problemas y de respuestas, hoy sea más entendible el proceso de la violencia colombiana. Pero todos los habitantes de Colombia tenemos una huella de violencia en nuestra vida. Yo perdí a mi papá porque mi papá fue una víctima de la violencia y creo que eso marcó lo que soy, lo que creo y el lugar donde me pongo. Cada vez que hablo de coherencia hablo de la posición que uno tiene en la vida, en mi caso marcada por la muerte y por el dolor de crecer sin padre. La mía no es la posición del que tiene sino la del que necesita. Por eso entiendo también qué es necesitar la quincena o no tener para pagar la matrícula. Todo eso tiene que ver con lo que uno es. Claro, no todo el mundo lo procesa de la misma manera.

–¿Por qué terminaste en Venezuela?

–Estudié cine en San Antonio de los Baños y Comunicación en Cali. En un momento estuve entre la academia y trabajar con las comunidades del sur de Colombia. Cuando iba a terminar la carrera me ofrecieron un trabajo en el canal del Estado en Cali. Necesitaba trabajar y empecé a trabajar. Ya tenía la idea de la comunicación como un derecho fundamental. Como me tocó enfrentar realidades duras siempre tuve una idea más colectiva que individual. Cuestionaba, desde mi condición mi mujer, los estereotipos. A fuerza de mi historia personal aprendí a cuestionar el mundo y a tratar de no quedarme de brazos cruzados. Cuando me lo llevo a Simón a Telesur y me pregunta dónde vamos, le digo que a trabajar para cambiar el mundo. Trabajar en una causa más que en un trabajo. Conozco Venezuela pero conozco bien Colombia. Yo no quiero ser publicista de un país, quiero ser relatora. Contarlo.

–¿Cómo es Colombia?

–Conviene saber que detrás de nuestra cordialidad y nuestra facilidad de palabra hay un país hecho añicos. Parte de lo peor que pasó con la guerra es que una buena parte de la sociedad no quiso ni quiere ver la guerra. Hay niños pidiendo pero no los ven. Gente durmiendo en la calle y tampoco la ven. Otros muriéndose de hambre, invisibles. Ese tipo de cosas te pudre. Quiero relatar también eso. Lo mío no es meterme en la escandalera de la guerra. A veces uno construye más quedándose calladito y haciendo. Por ejemplo Telesur hizo mucho por Colombia pero no necesitamos ni que lo reconozca. Lo hicimos porque estábamos convencidos.

–¿Qué hicieron?

–Siempre intentamos hacer un trabajo serio de cobertura del conflicto. Hoy el mundo entero reconoce que hay conflicto y por eso apoya el proceso de paz con las guerrillas. Pero no pasaba lo mismo hace unos años.

–Ahora no están solo el conflicto y la negociación entre el gobierno colombiano y las FARC. También está el conflicto entre Venezuela y Colombia.

–Espero que se resuelva.

–¿De qué manera sería la solución?

–Con medidas estructurales. Con política de frontera de ambos lados. Yo espero una solución por los pobres y los humildes de ambos lados. Es inmoral que se diga que Venezuela no haya apoyado a Colombia. La discusión no puede ser tan torpe y tan cínica, porque no ayuda a la gente. El gobierno venezolano es el que va a ayudar. No es lindo ver a la gente salir con sus cosas en la cabeza. Esperemos que regrese. Tengo un hijo grancolombiano, ¿no?

–¿Se llama Simón por los motivos obvios que uno puede suponer?

–Exactamente. Se llama Simón José. Pero Bolívar no estuvo siempre presente. El niño no tuvo nombre hasta una semana antes de nacer. Se llamaba bebecito. Decíamos: “Vamos a ponerle un nombre que siempre nos una”. Mi esposo quería que se llamara lo que fuese siempre que el segundo nombre fuera José. Yo quería ponerle solo Simón. Pero resulta que Bolívar se llamaba Simón José de la Santísima Trinidad, y entonces no pude decir que no al nombre de José. Perdí por la fuerza de la historia.

–¿El bebé llegó con la Santísima Trinidad?

–No, tanto no. Ni siquiera se me había ocurrido antes tener un hijo. Mi maternidad tiene que ver con la esperanza, con la ilusión, con Venezuela, con Chávez. Amén de haber encontrado la persona indicada, por supuesto.

–¿Cuánto lo trataste a Chávez?

–Mucho menos de lo que mucha gente cree, y mucho más de lo que me imaginé antes. Yo vine a trabajar a Telesur pero detrás de esa decisión había un enorme interés en conocer la Venezuela de Chávez. Desde afuera era muy difícil hacerse una idea real de qué estaba pasando en el país. En ese momento ni se me cruzaron Chávez, la maternidad y Simón.

–O sea que por deseo de saber tu vida cambió.

–Venezuela es algo muy fuerte. Y siempre apoyó el proceso de paz. En la Navidad de 2007 yo no me moví de Caracas. Me pareció que si los venezolanos no estaban teniendo Navidad yo tampoco debería tenerla.

–¿Estás hablando de la Navidad en la que Kirchner viajó a Colombia con Marco Aurélio García a ver si conseguía la liberación de rehenes de las FARC?

–Sí. Ese 24 Chávez se fue a cenar algunas de las hijas de los retenidos por las FARC. Yo misma estaba en Telesur transmitiéndolo. Hablarán de cálculo, pero en Chávez había capacidad de dar. Antes que él nadie no solo en Venezuela sino en Colombia siquiera se tomó un café con esa gente. Nosotros lo vimos. Ese diciembre yo sellé mi amor por Chávez.

A Chávez lo quise mucho, como a un padre. Y lo extraño tanto como a mi padre. Que es mucho. Siempre me acuerdo del día en que se murió.

–Fuiste la que dio la noticia.

–Una casualidad. Su hermano Adán nos daría una entrevista. La iba a hacer yo. Cuando estaba en el hospital me llamaron para pedirme la antena satelital de Telesur. Naturalmente dije que sí. Y minutos después fue el anuncio de la muerte. Por eso fui la única periodista que contó al mundo lo que estaba pasando. Relaté esas primeras horas. Un increíble giro del destino: a una muchacha de Cali que se viene aquí para conocer la Venezuela de Chávez le toca contar que Chávez se murió. Al rato me llamó un sobrino desde Colombia. “Lo siento mucho, tía”, me dijo. Sabía cuánto quería yo a Chávez. Mira, me siento agradecida con la vida de haber podido estar en Venezuela y en Telesur contando lo que hemos podido contar, disfrutando, soñando, sufriendo, enojándonos. Han sido diez años muy intensos para la región y yo siento que estuve en una posición de privilegio en el sentido del cronista. Y sacando adelante uno de los proyectos que más claramente es un producto de esos diez años. Eso es Telesur, que ya no solo existe sino que hace parte del panorama de los medios en el mundo.

–Te gusta ser cronista.

–Como diría mi madre, me gusta echar el cuento.

–Telesur explica y cuenta pero su corazón político no está disimulado. ¿Cómo combinás lo que pensás con la honestidad intelectual del oficio periodístico?

–En el hacer. Todo el tiempo. Tomando decisiones. Cargas con todo eso en una mochila, en un morral. Cada decisión tiene un poco de todo eso pero sin pensarlo mucho. Es un desafío que resuelves con lo que ya llevas a cuestas. Y se forma de muchas cosas: de la experiencia propia, de la formación, de las creencias… Y del lado de quienes te has puesto.

–Ponerse de un lado y hacer periodismo. Supongo que te lo cuestionan.

–Si todo el mundo hace eso… Yo todavía doy el beneficio de la duda para algunos que no saben que lo hacen. En cambio no les doy ningún beneficio a quienes lo hacen y se hacen los que no lo hacen. Pero todo el mundo toma posición. El punto clave es la coherencia.

–¿Con qué visión?

–Uno comparte visiones y muchas veces posiciones políticas, pero no necesariamente es un siamés de aquello en lo que cree. Lo más importante es sentirse cómodo con el trabajo diario.

–¿Qué es la comodidad en ese sentido?

–Algunos creen que lo más cómodo es no pelearse con la realidad. A mí me parece lo contrario. Lo cómodo a mi criterio es pelearse con una parte de lo que pasa. Te pudre buena parte de la realidad. Te confronta. Te hace llorar. La clave es qué tanto haces para contar ese mundo de una manera rigurosa. Por eso hablo de la coherencia. Me refiero a lo que sientes y lo que piensas. En este caso tu trabajo es mucho más que tu trabajo y entonces dejas tu impronta. Cuando tú escribes en Página, tu impronta es personal. Ahí está tu firma. El mío es menos personal.

–Ejercer la presidencia, incluso de Telesur, también permite dejar la impronta. ¿Cómo?

–En un sitio como Telesur es difícil ser dictatorial. Invitas, seduces, conduces, cuestionas… Incluso provocas miradas hacia determinadas cuestiones.

–¿La dinámica de la tele hace que sea difícil ser dictatorial o que sea difícil no serlo?

–Ja ja, es difícil no serlo en decisiones de ya para ya. Por eso es importante haber tenido consensos antes. Por que a nadie le gusta la dictadura y está bien que no le guste. Menos en procesos como los nuestros. Cuando estás en instituciones que trabajan por un lucro o por vender publicidad es otra cosa. No estoy criticando, ¿eh? Ni a esas instituciones ni a quienes trabajan en ellas. Solo estoy haciendo una descripción. Aquí tienes trabajando a los rebeldes, a los que no quisieron seguir el molde. Nadie se lo quiere calar. Además se lo merece la gente que ha sido rebelde. Se merece ser respetada en lo que piensa. Aquí tenemos diversidad.

–¿Cuándo se sintetiza esa diversidad?

–Con la fuerza de los hechos. La realidad ayuda. La realidad del trabajo, digo. No estamos haciendo un documental al año sino un documental cada hora. Ese es el imperio que nos marca el ritmo sobre qué tanto puede durar una discusión.

–¿Las discusiones son sobre el oficio o sobre política?

–Sobre todo. Pasa una cosa interesante y agradable. Aquí trabajan personas de distintas nacionalidades, con una historia particular. Eso hace que fácilmente yo sepa que en Colombia parar un auto en la ruta para que te lleve…

–En argentino, hacer dedo.

–En Colombia es pedir la cola y en Cuba botella. Discutir es maravilloso entre tanta gente diferente. Pero las discusiones no son muy largas porque hay una emisión cada hora.

–Discuten cortito.

–Gracias a gente que viene de distintos lugares y de distintas posiciones ideológicas. Pensar que estamos de acuerdo con todo en todos los temas es absurdo. Hay matices y colores sobre todo ante fenómenos complejos como los que vemos hoy en el mundo. Claro, en otros momentos no hubo dudas.

–¿Por ejemplo?

–El golpe de Estado a Zelaya, el presidente de Honduras, en 2009. Nos comprometimos desde el primer minuto y transmitimos todo. Todo.

–Fue el gran hecho de instalación internacional de Telesur.

–Sí, tuvo mucho impacto. Obviamente tampoco hubo debate interno sobre qué hacer ante el intento de golpe contra Rafael Correa. Libia sí fue un desafío.

–¿El ataque norteamericano a Khadafi? ¿Cuál fue el desafío?

–Desentrañar en ese mismo momento qué había detrás. Muchos de los académicos que entrevistábamos, gente progresista incluso, relativizaba la gravedad de lo que ocurría.

–¿El dilema era cómo cubrir sin centrarte en Khadafi?

–Así dicho es fácil. ¿Cómo deskadafizas en ese mismo momento cuando sabes que lo que vendrá es peor?

–¿Y cómo sabían que vendría la desarticulación de Libia, o que vendrían más muertes?

–Lo nuestro es sencillo. Aquí tenemos imágenes. Imágenes reales. Muchas imágenes. Todos en Telesur veíamos las mismas imágenes. Prefiguraban el futuro. Y el tiempo nos dio la razón.

–¿Qué otro ejemplo de fenómeno complejo enfrentaron?

–Tomemos uno a mano: Centroamérica hoy mismo. A primera vista muchos podríamos aplaudir que haya un presidente acusado por corrupción y que hoy esté en la cárcel.

–Otto Pérez Molina, Guatemala.

–Claro, de eso estoy hablando. Pero el hecho central, ¿es un presidente en la cárcel por corrupción? ¿Sabemos bien cuál es el papel actual de la Cicig, la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala? Detrás de la Cicig están los Estados Unidos y Europa, y yo no saco conclusiones rápidas pero tampoco dejo de preguntarme dos, tres, cuatro, cinco o seis veces qué hay detrás de cada cosa. Bien: en Telesur muchos creen que estamos ante una primavera centroamericana. Yo personalmente no creo que sea eso lo que está pasando. El tiempo lo dirá. Y por suerte ahí estaremos para registrarlo.

Que merda de ditadura é essa em que a imprensa é livre, há eleições constantes, a oposição tem total liberdade até trazer senadores de outros países para visitar o que eles chamam de “presos políticos”? José Dirceu e Genoíno, que também se consideram presos políticos, podem receber visitas de senadores de outros países?

Aécio Caracas mico

.

Aécio e mais três patetas pagam o mico do milênio!

por Miguel do Rosário/ O Cafezinho
Direto de Caracas

—-
É o mico do século, quiçá do milênio!

Aécio Neves é tão incompetente, tão preguiçoso, que desistiu de visitar Leopoldo Lopez, o terrorista & golpista venezuelano, porque ficou – acredite se quiser – preso num engarramento!

Fontes do governo me disseram que, se Aécio tivesse vontade real de visitar Leopoldo, havia duas outras vias que poderiam ser seguidas pela van que levava os senadores. Ou então poderiam ter ido de helicóptero, já que um dos amigos de Leopoldo é dono da maior frota aérea de Caracas.

Eu fico me perguntando: se tivesse interesse real na situação de Lopez, Aécio poderia perfeitamente ter insistido um pouco mais, não?

A troco de quê ele fugiu tão rápido?

Ainda aguardo informações mais detalhadas sobre o que aconteceu. Daqui a algumas horas, tudo será esclarecido. Seja como for, Aécio se meteu num mato sem cachorro. Invadiu um país democrático, onde se realizam, periodicamente, manifestações contra e a favor do governo, usando um avião militar brasileiro para fins partidários, o que é um crime gravíssimo!

Uns dizem que havia protestos contra o governo venezuelano, fechando uma estrada de acesso do aeroporto à Caracas. Outros que se limpava um túnel. Outros que houve protestos contra Aécio por populares apoiadores de Chávez.

O governo venezuelano tinha total interesse que o encontro tivesse acontecido, justamente para desmascarar esse jogo sujo de acusações contra o país, tentando pintar uma das democracias mais avançadas do continente como “violadora de direitos humanos”.

Como é um irresponsável, Aécio – com ajuda da mídia golpista brasileira – já começou a querer transformar o seu fiasco internacional num acidente diplomático.

Por favor, alguém explique a Aécio que ele perdeu as eleições e portanto não pode ditar as relações internacionais do Brasil com nenhum outro país!

Se foram protestos contra Aécio, podem culpar o próprio Cafezinho e a delegação brasileira, porque desde que chegamos demos várias entrevistas denunciando essa ridícula e hipócrita agressão de um punhado de senadores reaças do Brasil, todos acusados de corrupção, a um país irmão, uma democracia amiga.

Hoje mesmo eu e o professor Magalhães (UFMG) demos entrevista a um canal privado, de oposição, Globovision, denunciando a hipocrisia dessa comitiva de senadores.

globovision cafezinho

Aécio, Ronaldo Caiado, Agripino Maia, todos sempre desrespeitaram a liberdade de imprensa e expressão em seus estados. Não tem moral nenhuma para invadir outros países exigindo o que eles não fazem em casa.

A Constituição Brasileira determina o respeito à soberania dos povos, a busca pela paz, etc, o que é exatamente o contrário do que deseja Aécio.

Se ele tentar insuflar o senado e a opinião pública brasileira contra a Venezuela, para desviar a atenção do seu fracasso patético, então é um bandido internacional!

O Cafezinho veio à convite da Presidência da República da Venezuela, juntamente com o escritor Fernando Morais, o professor bolivariano da UFMG, José Luiz Quadros Magalhães, e o presidente do Sindicato dos Jornalistas de Minas Gerais, Kerisson Lopes.

Aviso aos coxinhas: chamar o presidente da Venezuela, eleito com margem apertada de votos em 2012, de “ditador”, é prova de profunda ignorância, ou má fé. Podem xingá-lo à vontade, mas ele é presidente eleito pelo sufrágio universal, num país democrático.

Outros aviso: o grau de democracia de um país não é medido pela quantidade de “papel higiênico” disponível nas prateleiras dos supermercados. Na Arábia Saudita, a pior ditadura do mundo, os mercados estão abarrotados de papel higiênico.

Aliás, até o momento não ouvi ninguém por aqui reclamar de papel higiênico. Eu estou tranquilo.

papel higienico

Conheci diversos jovens e eles estavam mais preocupados e animados com o Festival Internacional de Poesia, que começou ontem, num grande teatro nacionalizado, reformado e democratizado pelo governo atual, e que está colado a uma universidade federal de artes criada por Chávez.

Festival Poesia

Numa conversa da nossa delegação com o vice-ministro de Relações Exteriores para América Latina, Alexander Yánez Deleuze, ele nos explicou que o terrorismo midiático ajuda a provocar problemas de abastecimento, porque as pessoas, apavoradas, fazem estoques enormes em casa, desorganizando a distribuição dos produtos. Além disso, há contrabando de produtos venezuelanos, que são mais baratos, para a Colômbia.

“Você vai na casa das pessoas, e tem leite, açúcar, farinha, para mais de três meses!”, denunciou Deleuze.

De qualquer forma, acreditando ou não na versão do governo, e mesmo que se admita que Venezuela tem seus problemas, e é claro que os tem, assim como o Brasil tem os seus (muitos!), a questão democrática no país não é um deles.

Não há nenhum controle dos meios de comunicação. A grande maioria (65%) das rádios são privadas. Há 20% de rádios comunitárias e menos de 10% de rádios estatais. Há três canais privados de TV de alcance nacional e apenas 2 estatais.

Os jornais impressos de oposição circulam normalmente em toda a parte.

Jornais de oposição, numa banca do centro. Observe a manchete do Tal Cual, acusando Maduro de “tortura”

Jornais de oposição, numa banca do centro. Observe a manchete do Tal Cual, acusando Maduro de “tortura”

Jornais de oposição, numa banca do centro. Observe a manchete do Tal Cual, acusando Maduro de “tortura”
.
Que merda de ditadura é essa em que a imprensa é livre, há eleições constantes, a oposição tem total liberdade até trazer senadores de outros países para visitar o que eles chamam de “presos políticos”?

José Dirceu e Genoíno, que também se consideram presos políticos, podem receber visitas de senadores de outros países?

Os meios de comunicação do Brasil tem pavor da Venezuela porque eles aprovaram uma lei que obriga todos os canais de TV a darem 10 minutos por dia ao governo.

Imagine se o governo do Brasil tivesse dez minutos por dia para defender suas ações e projetos? Faríamos a nossa revolução democrática!

Três patetas

Três patetas

Durante o almoço, fiz uma breve entrevista com o escritor Fernando Morais sobre esse estrondoso fiasco aético. Segue abaixo:

Cafezinho: Fernando, queria saber sua opinião sobre o fracasso dessa missão do nosso, quer dizer, do seu senador, já que você é de Minas?

Fernando Morais: Não é meu senador. Ele mora no Rio de Janeiro. É só nascido em Minas Gerais. Ele é senador do pessoal do Baixo Leblon e de Ipanema. Olha, é coisa dos três patetas. Que aliás não eram três, eram quatro patetas. Agora, uma coisa que é importante saber é o seguinte. Esse factoide, essa bobagem, feita por eles, custou quanto aos cofres brasileiros? Quanto é que custou o combustível do jato, quanto é o salário da tripulação, e quanto custaria se eles tivessem que fretar um Legacy – eu sei que é Legacy porque eu vi o Aécio hoje falando na internet, que estava já dentro de um Legacy da FAB. Acho que o ministro Jacques Wagner precisa informar isso ao público com certa urgência.

.

As eleições no Mercosul e o possível fim da Onda Rosa: um estudo de caso de Argentina, Brasil, Paraguai, Uruguai e Venezuela

 Cristian Topan

Cristian Topan

 

por Thales Leonardo de Carvalho

Resumo

A denominada “onda rosa” surgiu na América do Sul em 1998, e trouxe um momento de ênfase nas políticas sociais na América do Sul. Seu destino, no entanto, é incerto, e depende dos rumos tomados pelos países sul-americanos. Assim, será feito aqui um estudo de caso de Argentina, Brasil, Paraguai e Venezuela, observando-se as probabilidades de continuidade dos atuais governos, e os rumos que a liderança de tais países deve tomar, pensando-se em um possível fim da chamada “onda rosa”.

Introdução

Desde 1998, a América do Sul atravessa um momento particular de sua história. Com o surgimento da denominada “onda rosa”, as políticas sociais ganharam destaque em uma agenda até então dominada pelo neoliberalismo e sob forte influência dos Estados Unidos. Os avanços sociais são nítidos, bem como a queda da interferência estadunidense na região, e a maior integração regional, junto ao reforço de suas organizações, como o Mercado Comum do Sul (Mercosul). As organizações, neste contexto, foram também influenciadas pela nova agenda trazida pelos governantes de esquerda na região.

Nos próximos anos, no entanto, três países sul-americanos passarão por eleições, Brasil e Uruguai, em 2014 e Argentina em 2015. Venezuela e Paraguai elegeram novos presidentes em 2013. O destino da denominada “onda rosa” e da continuidade das atuais propostas de bem-estar social no continente sul-americano e nas organizações regionais está diretamente ligado ao perfil dos governantes de cada um de seus países. Assim, o objetivo do presente artigo é analisar as eleições em cada um dos países observados, discutindo sobre a relação entre os resultados destas e a possibilidade do fim da “onda rosa”.

A “Onda Rosa” e a ênfase nas políticas sociais

Antes de se entender o possível destino do referido processo, deve-se entender no que ele consiste. A “onda rosa” consiste basicamente na ascensão, relativamente sincronizada, de diversos presidentes considerados de esquerda, por vias democráticas na maioria dos países da América Latina (SILVA, 2010). O processo deriva principalmente do fato de a esquerda latino americana ter alterado algumas de suas estratégias de tomada de poder. Os partidários da esquerda dividiram-se, assim, em dois grupos principais: a esquerda renovadora, mais moderada e adaptada ao jogo democrático; e a refundadora, mais radical (SILVA, 2010).

Junto a isso, surge também um novo regionalismo pós-liberal. Com as crises no Brasil, em 1999, e na Argentina em 2001, o modelo neoliberal, baseado no Consenso de Washington, foi rompido (GRATIUS, 2012). Junto a esses novos governantes que surgiam com a “onda rosa”, emergiu também um novo regionalismo, onde o Estado deixaria de se omitir e passaria a ser um agente do desenvolvimento (GRATIUS, 2012). O Consenso de Washington, formal, foi substituído por um conjunto informal de práticas seguidas pelos governos de esquerda (principalmente os renovadores), o chamado Consenso de Brasília[i]. Embora não chegue a ser um contraponto ao “receituário” de Washington, por apostarem ainda na estabilidade econômica (e fiscal) e no câmbio flutuante, o novo modelo prega a inclusão social, os programas de transferência condicional de renda, a valorização do salário mínimo, a reindustrialização (levando-se em conta as perdas competitivas com o neoliberalismo), o nacionalismo na exploração de recursos naturais e a ampliação do papel do Estado na economia (MELLO, 2011).

Um elemento definidor dos novos governos, nesse contexto, é a ênfase em políticas sociais, normalmente amplas e generosas (LIMA, 2008). Consideram-se aqui como sociais as políticas que visam “o atendimento às necessidades básicas da população, seja através de garantias e ações concernentes à assistência social, saúde, educação e etc.” (MACHADO; KYOSEN, 2000). A influência sofrida pelas instituições neste contexto é notável, com o surgimento de novas, como a Alternativa Bolivariana para as Américas (ALBA) e a União de Nações do Sul (UNASUL), que mesmo tendo objetivos diferentes, surgiram de um mesmo contexto. Dentro das organizações existentes percebem-se novos arranjos institucionais, como a criação do Instituto Social Mercosul, em 2005 (RIGGIROZZI, 2012). Assim, uma mudança nos governos locais, com uma possível saída da esquerda, poderia trazer reflexos à nova agenda social, podendo levar ao fim da chamada “onda rosa”.

O cenário eleitoral dos países observados

Sabendo-se do que se trata a “onda rosa”, será feita agora uma análise sobre o cenário eleitoral de Argentina, Brasil, Paraguai, Uruguai e Venezuela, e o possível futuro do governo dos mesmos. Para isso, se levará em conta a aprovação dos atuais presidentes e, caso haja, as pesquisas eleitorais de cada país.

Argentina

Em 2013, a Argentina passou por eleições legislativas, que objetivavam a renovação de metade da Câmara dos Deputados, um terço do senado e eleger vereadores em 10 províncias de seu território. A oposição ganhou força nesse contexto, vencendo as eleições em províncias eleitorais importantes, como Buenos Aires (que representa 38% do eleitorado argentino). Assim, o patrimônio eleitoral de Cristina Kirchner, eleita com 54% dos votos em 2011, estaria sendo reduzido a um valor entre 20 a 28% dos votos, segundo estimativa de analistas argentinos. O governo, no entanto, ainda é majoritário no poder legislativo (KIRCHNERISMO SOFRE REVÉS…, 2013).

Em relação às eleições presidenciais, o país passará por um novo processo em 2015. A atual presidente possui 48,4% de aprovação (dados do dia 17 de novembro de 2013) (CRISTINA KIRCHNER VOLTA…, 2013). Juntando-se tal fato ao reflexo das eleições legislativas e às opiniões de analistas argentinos, observa-se que o atual governo, provavelmente, não será reeleito. Tal fato deverá por fim ao kirchnerismo, um híbrido entre um governo de esquerda e direita, extremamente centralizado nas mãos da presidente. O mais cotado, no momento, a ser o próximo presidente argentino é o peronista de direita Sérgio Massa, ex-membro do governo Kirchner e atual opositor da presidente. O resultado pode ser uma mudança nos rumos do governo argentino, a começar por uma menor intervenção estatal em todos os setores ou atividades (FIM DA ERA…, 2013).

Brasil

O Brasil, país que ocupa uma posição de liderança dentro do Mercosul, realizará eleições presidenciais em 2014. A atual presidente Dilma Rouseff, provável candidata à reeleição no próximo ano, enfrentou problemas em meados de 2013, durante a Copa das Confederações. Em meio a manifestações populares por diversas partes do país, o nível de aprovação da presidente chegou a 26% em julho, em pesquisa realizada pelo Ibope. A pré-candidata, no entanto, vem se recuperando, e já possuía 54% de aprovação popular, em pesquisa da CNI/Ibope. Em pesquisa realizada pelo Ibope em novembro, nota-se que 39% dos entrevistados consideram o governo bom ou ótimo e 36% regular (DILMA COMEÇA A…, 2013; GOVERNO DILMA TEM…, 2013).

Junto a isso, de acordo com pesquisa do instituto MDA divulgada em novembro, a atual presidente possui hoje 43,5% das intenções de voto; o senador Aécio Neves ocupa o segundo lugar com 19,3% e o atual governador de Pernambuco, Eduardo Campos, com 9,5% (PESQUISA MDA APONTA…, 2013). Observa-se aqui, como cenário mais provável, a manutenção de Dilma Rousseff como presidente e, consequentemente, a permanência de sua politica e sua agenda social. Caso haja a vitória de Aécio Neves, a tendência sera de mudanças, tendo em vista que seu próprio partido (o Partido Social-Democrata Brasileiro) apresenta restrições à politica do governo Dilma na América do Sul. Se Eduardo Campos fosse o vencedor, os rumos seriam incertos. Considera-se aqui, então, que o Brasil tenderá a manter os atuais rumos e agendas.

Paraguai

O Paraguai, que passou por crise política culminando na deposição do ex-presidente Fernando Lugo, da Frente Guasú, partido da esquerda paraguaia, elegeu em abril um novo presidente: Horácio Cartes, do Partido Colorado, da direita local. O megaempresário (Cartes é dono de um conglomerado de 25 empresas) e agora presidente paraguaio promete atuar no combate à pobreza e seguir o exemplo brasileiro, com o bolsa-família e ações do gênero. Assume, junto a isso, uma postura de reconciliação com o Mercosul, tendo em vista que o Paraguai encontra-se suspenso do bloco desde junho de 2012, em função do impeachment do ex-presidente Lugo. No entanto, Cartes possui tendências de direita e, somando-se isso ao histórico de seu partido, torna-se provável uma mudança no pensamento paraguaio, que pode passar a não conferir mais demasiada importância à agenda social hoje marcante na América do Sul (HORACIO CARTES INDICA, 2013; MEGAEMPRESÁRIO HORACIO CARTES…, 2013; HORACIO CARTES É…, 2013).

Uruguai

No caso Uruguaio, o atual presidente José Mujica, da Frente Amplio, possui 61% de aprovação entre a população (EL 61% DE… 2013), número que pode ser considerado alto. Além disso, seu partido ocupa 42% das intenções de voto no país, sendo o atual líder das pesquisas, seguido do Partido Nacional, de centro-direita, com 25% dos votos. Assim, por mais que “Pepe” Mujica não concorra às eleições uruguaias de 2014, o futuro candidato da Frente Amplio (a senadora Constanza Moreira e o ex-presidente Tabaré Vazquez são pré-candidatos do partido) possui grandes chances de obter a vitória (URUGUAY: A UN, 2013; URUGUAY- LA MAYORIA…, 2013). Conclui-se, em relação ao Uruguai, que a tendência é que não haja mudanças relevantes na política interna e externa uruguaia, mantendo-o com uma agenda social de destaque.

Venezuela

Após a morte do líder Hugo Chávez, Nicolás Maduro foi eleito presidente em abril de 2013, com diferença de 1,5% em relação ao segundo colocado. Maduro é visto como o sucessor de Chávez, para continuar as políticas até então implantadas pelo líder falecido. Além disso, o novo presidente ganha cada vez mais poderes para governar, concedidos pelo parlamento local. Desta forma, o mais novo membro do Mercosul deve manter a ênfase nas políticas sociais e na cooperação baseada na agenda social, não havendo grandes mudanças nos rumos da política interna e externa venezuelana (CONGRESSO DA VENEZUELA…, 2013; MADURO DIZ QUE…, 2013).

Considerações finais

O que se percebe, ao se observar os países tomados como estudo de caso, é uma posição de divisão. Enquanto Venezuela, Brasil e Uruguai tendem à continuidade, o Paraguai já possui um presidente de direita, e a Argentina tende a ter um governante de direita nos próximos anos. Tendo em vista tal fato, e o peso político que o Brasil possui na região, o cenário provável é de relativa continuidade do que se vê hoje, mantendo a grande relevância da agenda social. Podem, no entanto, haver mudanças, com a ascensão de governos considerados de direita no Paraguai e na Argentina, mas a base da agenda deve permanecer a mesma.

As opiniões a respeito do futuro da “onda rosa” e da ênfase em políticas sociais tendem a se dividir com as eleições que estão por vir nos países sul-americanos. O mais provável, no entanto, é a continuidade do que se vê hoje por, no mínimo, mais quatro anos, tendo em vista os atuais e prováveis futuros governos. Publicado em dezembro 20, 2013. Puc Minas Conjuntura

 

REFERÊNCIAS BIBLIOGRÁFICAS

CONGRESSO DA VENEZUELA dá poderes especiais ao presidente Maduro. In: G1, 19 de novembro de 2013. Disponível em: <http://g1.globo.com/mundo/noticia/2013/11/congresso-da-venezuela-da-poderes-especiais-ao-presidente-maduro.html&gt;. Acesso em 23 de novembro de 2013.

CRISTINA KIRCHNER VOLTA ao trabalho na Argentina. In: Folha de São Paulo, 18 de novembro de 2013. Disponível em: <http://www1.folha.uol.com.br/mundo/2013/11/1372993-cristina-kirchner-volta-ao-trabalho-na-argentina.shtml&gt;. Acesso em 20 de novembro de 2013.

DILMA COMEÇA A se recuperar e aprovação sobe a 54%, diz CNI/Ibope. In: Uol Notícias, 27 de setembro de 2013. Disponível em: <http://noticias.uol.com.br/politica/ultimas-noticias/2013/09/27/dilma-cni-ibope.htm&gt;. Acesso em 25 de novembro de 2013.

EL 61% DE la población aprueba gestión del presidente Mujica, según Latinbarómetro. In: LaRed21, 1 de novembro de 2013. Disponível em: <http://www.lr21.com.uy/politica/1139591-el-61-de-la-poblacion-aprueba-gestion-de-mujica-segun-latinbarometro&gt;. Acesso em 21 de novembro de 2013.

FIGUEIREDO, Marcus. Intenção de voto e propaganda política: Efeitos da propaganda eleitoral. Logos 27: Mídia e democracia, ano 14, segundo semestre de 2007.

FIM DA ERA Kirchner se anuncia. In: Carta Capital, 29 de outubro de 2013. Disponível em: <http://www.cartacapital.com.br/internacional/fim-da-era-kirchner-se-anuncia-4237.html&gt;. Acesso em 20 de novembro de 2013.

GRATIUS, Susanne. The rise of latin american regionalism: the same old thing? IDEAS Foundation, Madri, 2012.

GOVERNO DILMA TEM aprovação de 39%, aponta pesquisa Ibope. In: G1, 18 de novembro de 2013. Disponível em: <http://g1.globo.com/politica/noticia/2013/11/governo-dilma-tem-aprovacao-de-39-aponta-pesquisa-ibope.html&gt;. Acesso em 25 de novembro de 2013.

HORACIO CARTES É eleito presidente do Paraguai. In: EBC, 21 de abril de 2013. Disponível em: <http://www.ebc.com.br/noticias/internacional/2013/04/horacio-cartes-e-eleito-presidente-do-paraguai&gt;. Acesso em 23 de novembro de 2013.

HORACIO CARTES INDICA disposição do Paraguai de voltar ao Mercosul. In: Agência Senado, 30 de setembro de 2013. Disponível em: <http://www12.senado.gov.br/noticias/materias/2013/09/30/horacio-cartes-indica-disposicao-do-paraguai-de-voltar-para-o-mercosul&gt;. Acesso em 23 de novembro de 2013.

KIRCHNERISMO SOFRE REVÉS em eleições legislativas na Argentina. In: BBC Brasil, 28 de outubro de 2013. Disponível em: <http://www.bbc.co.uk/portuguese/noticias/2013/10/131028_eleicoes_argentina_mc_fl.shtml&gt;. Acesso em 20 de novembro de 2013.

MACHADO, Ednéia; KYOSEN, Renato. Política e política social. Serviço social em revista, v. 1, n.1, julho/dezembro de 2000.

MADURO DIZ QUE os 100 dias como presidente da Venezuela “não foram fáceis”. In: Reuters, 28 de julho de 2013. Disponível em: <http://br.reuters.com/article/worldNews/idBRSPE96R03K20130728&gt;. Acesso em 23 de novembro de 2013.

MEGAEMPRESÁRIO HORACIO CARTES vence eleições no Paraguai e recoloca colorados no poder. In: UOL notícias, 21 de abril de 2013. Disponível em: <http://noticias.uol.com.br/internacional/ultimas-noticias/2013/04/21/megaempresario-vence-eleicoes-no-paraguai-e-recoloca-colorados-no-poder.htm&gt;. Acesso em 23 de novembro de 2013.

MELLO, Patrícia Campos. Consenso de Brasília. Interesse Nacional, n.15, ano 4, outubro- dezembro de 2011.

PESQUISA MDA APONTA Dilma com 43,5% das intenções de voto. In: G1, 7 de novembro de 2013. Disponível em: <http://g1.globo.com/politica/eleicoes/2014/noticia/2013/11/pesquisa-aponta-dilma-com-435-das-intencoes-de-voto-para-2014.html&gt;. Acesso em 25 de novembro de 2013.

RIGGIROZZI, Pía. Regionalism through social policy and policy action: rescaling responsabilities and rights. Southamptom, 2012.

SILVA, Fabrício Pereira. Até onde vai a “onda rosa”? Análise de Conjuntura OPSA, n.2, fevereiro de 2010.

URUGUAY: A UN año de las elecciones, la Frente Amplio lidera las encuentas. Disponível em: <http://www.diariojornada.com.ar/82452/Internacional/Uruguay_a_un_ao_de_las_elecciones_el_Frente_Amplio_lidera_las_encuentas&gt;. Acesso em 21 de novembro de 2013.

URUGUAY- LA MAYORÍA de los uruguayos volvería a votar al Frente Amplio en las presidenciales de 2014. In: EuropaPress, 26 de outubro de 2013. Disponível em: <http://www.europapress.es/latam/uruguay/noticia-uruguay-mayoria-uruguayos-volveria-votar-frente-amplio-presidenciales-2014-20131026140945.html&gt;. Acesso em 21 de novembro de 2013.

[i] O Consenso de Brasília não segue uma convenção institucionalizada, um documento assinado, como o Consenso de Washington; é simplesmente um conjunto de práticas comuns a alguns países sul-americanos. Não há ainda uma “receita” única, apenas determinados pontos de convergência entre as políticas locais, podendo os modelos oscilarem entre o Consenso de Washington e o bolivarianismo, por exemplo (MELLO, 2011).

Qué significa para Venezuela ser calificada por Estados Unidos como “una amenaza para su Seguridad Nacional”

por Basem Tajeldine

 
El imperialismo estadounidense ha dado un nuevo paso en dirección a profundizar las agresiones contra la Revolución Bolivariana. Frustrados y desesperados por 16 años de fracasos políticos y militares en Venezuela: por la victoria electoral del presidente Hugo Chávez en 1998; por los fracasados intentos de chantajearlo en sus primeros años de gobierno; por la fallida intentona golpista de 2002; el fracasado sabotaje petrolero en 2003; la captura de 200 paramilitares colombianos en 2004, que se disponían para un plan magnicida; las sucesivas 19 derrotas electorales de sus factores políticos mercenarios-agentes de los Estados Unidos; la victoria electoral del presidente Nicolás Maduro tras la desaparición física del presidente Comandante Hugo Chávez en 2013; la inefectiva guerra económica; el estropeado plan denominado “La Salida” del seudo líder opositor Leopoldo López en prisión desde 2014; y por su más reciente frustrado golpe de Estado, en el que se pretendía bombardear sitios estratégicos en la ciudad capital y asesinar al presidente Nicolás Maduro, etc., hoy las hienas imperiales pasan a la ofensiva criminal directa contra el país.

La más reciente orden ejecutiva de la Casa Blanca que pretende calificar a Venezuela como una “amenaza para la seguridad” de los Estados Unidos, reza textualmente lo siguiente: “Yo, Barack Obama, (…) considero que la situación en Venezuela (…) constituye una amenaza extraordinaria e inusual a la seguridad nacional y la política externa de Estados Unidos (…) “Por ello declaro una emergencia nacional para enfrentar esa amenaza” [1]. Ésta desfachatada, ridícula e irracional declaración de amenaza intervencionista contra el gobierno revolucionario, viene a constituir el punto más álgido de todas las agresiones imperialistas de los últimos años.

Sin embargo, lejos de significar ésta una simple “reacción desesperada” o juego de palabras de la Casa Blanca –que no deja de serlo- ante las políticas de reciprocidad diplomática recientemente exigidas por el valiente gobierno de Venezuela, en atención a las leyes internacionales [2], la administración del premio Nobel de la “Paz” de los sepulcros, el torcedor de brazos Barack Obama, abre las puertas para la activación de planes violentos que hemos venido advirtiendo.

Las hienas imperiales estadounidenses vienen proyectando desde mucho tiempo (2) dos escenarios contra Venezuela. El primero de ellos, es la intervención militar directa con marines estadounidenses, justificada en la “Responsabilidad de Proteger” a supuestos estudiantes y dirigentes opositores que los medios internacionales dicen “son víctima de la más cruel dictadura”. Para la ejecución del plan, sus agentes políticos-mercenarios en el país han recibido importantes sumas de dinero (en dólares estadounidenses) de Estados Unidos [3] con el propósito de financiar la logística necesaria para generar y mantener un clima de violencia generalizada y/o guerra civil en el país que legitime una intervención militar del imperio “benevolente” estadounidense, en aras de “hacer retornar la Paz en Venezuela”. Pero fracasaron en 2014, y volvieron a fracasar en lo que va de 2015.

Los recurrentes fracasos de los planes de desestabilizar Venezuela han llevado al imperialismo a cambiar de estrategia.

Con la declaración de Venezuela como “amenaza para la Seguridad de los Estados Unidos”, las hienas imperiales parecen concebir hoy la agresión mercenaria indirecta como el plan la más idóneo para procurar desgastar al gobierno revolucionario, de cara a las próximas elecciones. Por medio de esa declaración, el gobierno estadounidense podría desde ya justificar el uso de fondos públicos estadounidenses para financiar grupos mercenarios-terroristas y sus acciones contra objetivos civiles y militares en Venezuela.

La Casa Blanca ha firmado una declaración de guerra contra Venezuela

Son ejemplos Siria, Irak, Libia y Ucrania, donde los servicios secretos de Estados Unidos han venido entrenando y armando a los diferentes grupos fundamentalistas y neonazis ISIS-Daesh (mal conocidos como Estado Islámico), Frente Al Nusrah (rama de Al-Qaeda en Siria), y Esvoboda, Sector Derecho, entre otros, para combatir contra el gobierno legítimo de Bashar Al assad en Siria y Víctor Yanukovich en Ucrania.

La declaración de guerra contra Venezuela de la administración Obama, también recuerda el caso Nicaragüense en 1985, cuando aquel país fue igualmente declarado por el entonces presidente estadounidense Ronald Reagan como “una peligrosa amenaza para la seguridad de los Estados Unidos”. En aquella oportunidad, el gobierno de Reagan autorizó a la CIA para brindar apoyo a los grupos mercenarios Contras, que luchaban contra el gobierno de los sandinistas y operaban desde Costa Rica y Honduras [4]. El desgaste de las fuerzas sandinistas en Nicaragua por la acción de los Contras, hizo posible la victoria del a candidata imperial Violeta Chamorros en las elecciones presidenciales celebradas en 1990.

El presidente Maduro se ha crecido en las dificultades, y respondido valientemente a las amenazas imperiales como genuino hijo político del Comandante eterno Hugo Chávez. Cuenta con el respaldo mayoritario del pueblo venezolano, con la solidaridad mundial y con aliados estratégicos como Rusia y China.

Fuentes:

[1] Obama dice que la situación en Venezuela es una “amenaza para la seguridad nacional” de EEUU http://www.noticias24.com/internacionales/noticia/99332/obama-dice-que-la-situacion-en-venezuela-es-una-amenaza-a-la-seguridad-nacional-de-ee-uu/

[2] Reciprocidad: Venezuela establecerá Visas para estadounidenses. http://www.vtv.gob.ve/articulos/2015/02/28/reciprocidad-venezuela-establecera-visas-a-viajeros-de-eeuu-y-cobradas-en-dolares-video-4593.html

[3] Oposición recibe pacas de dólares de Estados Unidos http://www.aporrea.org/actualidad/n212669.html

[4] Reagan en Latinoamérica http://news.bbc.co.uk/hi/spanish/international/newsid_3784000/3784325.stm

VENEZUELA

VENEZUELA

Florida, Estados Unidos

Florida, Estados Unidos

Venezuela, Mercosur y el acoso mediático: el imperio de la mentira ataca de nuevo

por Aram Aharonian

 

 Sponholz

Sponholz

El acoso a Venezuela reverdece, en el marco de un prolongado proceso de golpe continuo que ya tiene casi 14 años y donde destaca el papel estelar que juegan los medios de comunicación hegemónicos, con su libreto cartelizado de mentiras y manipulaciones, repetido en diferentes idiomas.

Hoy la derecha trata de imponer el imaginario que Venezuela es una dictadura y que, por ende, debe ser expulsada del Mercado Común del Sur (Mercosur).

Es consciente que no lograrán lo que se proponen, pero su estrategia es la de crear ese imaginario. El 26 de febrero, el diario venezolano El Nacional anunciaba que los parlamentarios derechistas argentinos Roberto Pradines, Mario Negri, Patricia Bullrich y Sergio Bergman todos miembros de la Comisión del Mercosur, expresaron que la detención del alcalde Antonio Ledesma, “afecta la democracia en el país”, y en consecuencia solicitarán la activación del Protocolo de Ushuaia sobre compromiso democrático

Y pedían la presencia en Venezuela de una Comisión del Observatorio de la Democracia del Parlamento del Mercosur (Parlasur), con el objeto suspender su participación en el bloque regional. A este coro se sumaron algunos parlamentarios de la derecha uruguaya.

Cabe recordar que el Protocolo de Ushuaia establece como único supuesto para su aplicación la ruptura del orden democrático en alguno de países del Mercosur, y prevé que, una vez agotada la instancia de consultas de los Estados entre sí y con el Estado afectado y en caso de que éstas resulten infructuosas, podrá acordarse la aplicación de medidas sancionatorias.
Pero tanto el período de consultas como las eventuales sanciones deben ser decididas por los presidentes, por consenso (no por vociferantes legisladores, minoritarios en los parlamentos de sus países).

Es más, no existe en Venezuela la ruptura del orden democrático y la gran mayoría de los países latinoamericanos y caribeños han expresado muestras de apoyo al gobierno de Nicolás Maduro.

Las instituciones democráticas venezolanas, es decir todos sus poderes públicos se encuentran legitimados y en pleno ejercicio de sus funciones, en especial la Asamblea Nacional.

Por otra parte, el Observatorio de la Democracia del Parlasur, desde su creación en 2008, ha limitado su actuación al seguimiento de los procesos electorales en los países del Mercosur y los estados asociados. Involucrar al observatorio en procesos que impliquen la evaluación (o supervisión) política lo convertiría en un instrumento de injerencia y abriría una senda peligrosa para la integración que se caracteriza por lograr la unidad de la diversidad.

El reglamento del observatorio establece que tendrá un Consejo de Representantes (con tres parlamentarios por país), y coordinado por el presidente del Parlasur. Actualmente, la Presidencia del Parlasur la ejerce Venezuela. Pero cualquier decisión obre eventuales sanciones depende de la voluntad consensuada de los presidentes, no de la vociferación de algunos parlamentarios con intentenciones desestablizadoras y atentatorias contra la integración.

Las razones

Toda esta ofensiva tiene su razón: la derecha nunca estuvo tan débil en nuestra región y demostración de ello es que pierde sucesivamente elecciones en países como Brasil, Argentina, Uruguay, Bolivia, Ecuador, Venezuela, El Salvador. Ha sido desalojada de gobiernos que creían su propiedad. Y siguen sin entender las transformaciones sociales, la recuperación del rol del estado, la activa participación en los procesos integradores, su independencia de los dictados de Washington.

Es clara la debilidad de las derechas: sus iconos están en crisis institucional y de legitimidad. Chile con las consecuencias de la privatización; México, como ejemplo de cómo un TLC disuelve el Estado; Colombia con la legitimación paramilitar; Perú que termina ofreciendo su territorio como base naval estadounidense…

Estas derechas no se resigna a que sean gobiernos populares los que rescaten a sus pueblos de los desastres producidos por las dictaduras cívico-militares y los gobiernos neoliberales.

No solo han venido de fracaso en fracaso los gobiernos neoliberales, sino que manifiestan una patética incapacidad de formular propuestas alternativas, dedicándose a sabotear los procesos de estos países, desestabilizar los gobiernos, apostar al caos e, incluso, servir –como excelsos cipayos- a los propósitos e intereses antinacionales de la banca trasnacional, de las empresas trasnacionales, la geopolítica estadounidense en la región.

Emir Sader señala que las derechas argentina y brasileña tienen enormes similitudes, porque ambas se han reorganizado alrededor de los dos más importantes gobiernos populares que han tenido esos países en el siglo XX: los de Perón y de Getulio Vargas. Por ello son derechas elitistas, oligárquicas, racistas, antinacionales. Es la derecha la que intentó tumbar a Vargas en 1954 y lo llevó al suicidio. Es la que tumbó a Perón en 1955 y llevó Argentina a iniciar el ciclo de las acciones militares gorilas en la región.

Es la derecha la que dio finalmente el golpe en Brasil en 1964 e instauró la más larga dictadura militar en la región. Es la misma derecha que intentó hacer lo mismo en 1966 en Argentina, pero vio frustrado su golpe. Tuvo que volver a la carga en 1976, para cerrar el círculo de terror de las dictaduras en el Cono Sur, añade Sader.

Hablan del peligro de caos económico, de corrupción, de respeto a los derechos humanos, aquellos que han sido cómplices y copartícipes de desapariciones, torturas, asesinatos y la mayor corrupción en las historia de los países, especialmente en los procesos de privatización de los bienes y empresas públicos. Amenazan con golpes: duros, blancos, mediáticos.

Ya no necesitan tanques ni fuerzas armadas. Usan su nuevo armamento, el terror mediático cartelizado regional e internacional.

Caracazo contra las medidas económicas y sociales impuestas por FMI

caracza ex 1

ex masc

el-caracazo- ex 3

el_caracazo_1

caracazo 2

caracazo 1

caracazo_ caixoes

El Caracazo o Sacudón fue una serie de fuertes protestas y disturbios en Venezuela durante el gobierno de Carlos Andrés Pérez, que comenzó el 27 de febrero y terminó el 8 de marzo de 1989 en la ciudad de Caracas, e iniciados realmente en la ciudad de Guarenas, cerca de Caracas. El nombre proviene de Caracas, la ciudad donde acontecieron parte de los hechos, recordando a otro hecho violento ocurrido en Colombia el 9 de abril de 1948; el Bogotazo. La masacre ocurrió el día 28 de febrero cuando fuerzas de seguridad de la Policía Metropolitana (PM), Fuerzas Armadas del Ejército y de la Guardia Nacional (GN) salieron a las calles a controlar la situación. Aunque las cifras oficiales reportan 276 muertos y numerosos heridos, algunos reportes extraoficiales hablan de más de 300 personas fallecidas y 2000 desaparecidas.

La economía venezolana cayó a partir del endeudamiento que generó el país después del “boom” petrolero en los 70. (…)

Con este gran respaldo popular el gobierno de Pérez buscó dar un cambio al liberar la economía, a través de un programa de ajustes macroeconómicos promovido por el Fondo Monetario Internacional (FMI), al que se le llamó “Paquete Económico”, concebido para generar cambios sustanciales en la economía del país. Se anunciaron medidas de aplicación inmediata y otras de aplicación gradual en plazos breves. El paquete comprendía decisiones sobre política cambiaria, deuda externa, comercio exterior, sistema financiero, política fiscal, servicios públicos y política social. Sin embargo, la liberación de precios y la eliminación del control de cambio generó un reajuste sumamente brusco para las personas de menores ingresos.

Las principales medidas anunciadas fueron:

* Someterse a un programa bajo supervisión del Fondo Monetario Internacional con el fin de obtener aproximadamente 4500 millones de dólares en los 3 años siguientes.
* Liberación de las tasas de interés activas y pasivas en todo el sistema financiero hasta un tope temporal fijado en alrededor del 30%.
* Unificación cambiaria con la eliminación de la tasa de cambio preferencial.
* Determinación de la tasa de cambio en el mercado libre de divisas y realización de todas las transacciones con el exterior a la nueva tasa flotante.
* Liberación de los precios de todos los productos a excepción de 18 renglones de la cesta básica.
* Anuncio del incremento no inmediato, sino gradual de las tarifas de servicios públicos como teléfono, agua potable, electricidad y gas doméstico.
* Aumento anual en el mercado nacional durante 3 años de los precios de productos derivados del petróleo, con un primer aumento promedio del 100% en el precio de la gasolina.
* Aumento inicial de las tarifas del transporte público en un 30%.
* Aumento de sueldos en la administración pública central entre el 5 y el 30% e incremento del salario mínimo.
* Eliminación progresiva de los aranceles a la importación.
* Reducción del déficit fiscal a no más del 4% del producto territorial bruto.
* Congelación de cargos en la administración pública.

A solo pocas semanas de asumir el gobierno el entonces presidente Pérez, se decide poner en práctica de manera inmediata el paquete de ajuste y de medidas económicas, financieras y fiscales.

El 26 de febrero el ministerio de Energía y Minas anuncia el alza en 30% de los precios de la gasolina y el incremento de las tarifas del transporte público urbano e inter-urbano también en un 30% a partir del 27 de febrero, válido para los 3 meses siguientes, después de los cuales podrían aumentarse hasta el 100%.

Las medidas económicas y sociales impuestas por el gobierno y la creciente tasa de pobreza, originaron la masacre y la ola de violencia llamada como el “Caracazo”.   In Wikipédia